Sign in / Join

El As de Espadas y los Siete Bravos

El peronismo esperancino goza de la mejor salud. Y se da ciertos lujos. Ana Meiners, es la gobernante que  tiene la segunda mejor imagen en todo el territorio santafesino entre los intendentes. Lo dicen las encuestas que tiene la provincia en su poder. Y lo señalan las encuestas locales.

Con las elecciones a la vuelta de la esquina. Aunque la gente todavía no lo vea porque tiene otras urgencias e incendios que apagar.

¿Irá Ana Meiners por un cuarto periodo? Sólo Ana Meiners lo sabe. Si es así, romperá todos los récord histórico en la ciudad de Esperanza. Nunca un intendente fue elegido cuatro veces. Los máximos, con tres al igual que Meiners,  Carlos Fascendini primero y Rafael De Pace después, radicales.

¿Decidirá Ana Meiners dejarle el Palacio Gris y el Sillón al heredero? ¿A quién le impondrá la espada en sus hombros para que sea el lord mayor de la ciudad? O intendenta.

Entonces varios se apuntan en la carrera. Tres por lo menos. El peronismo se da el lujo de tener un As de Espadas y los Siete Bravos. El As de de bastos, ni lo necesita, para esta mesa de truco electoral de 2019.

Hoy, en setiembre 2018, el Justicialismo es invencible en las urnas. No hay una sola encuesta local y provincial, de cualquier partido, que no lo dé arriba, y por varios cuerpos, en vistas a las elecciones municipales del año 2019.

¿Puede cambiar este panorama electoral?

En la Argentina se puede vestir de gala por la mañana y pasado el mediodía estar desnudo en el medio de la plaza.

Argentina y los argentinos tienen una volatilidad extrema como conducta, entre los países y las culturas del mundo. Pasan de Comunistas a Arios en un abrir y cerrar de ojos. Y no es exagerado. El Partido Comunista fue la única fuerza política que dio apoyo explícito y público a la Dictadura Económica y Política de Jorge Rafael  Videla.

Pero son otros tiempos. Y Esperanza es otra. Una ciudad donde los acuerdos políticos están vigentes. Donde la convivencia entre las principales fuerzas tradicionales acuerdan en una mesa común. En vez de grietas se siembran puentes.

Y eso, se celebra. Porque Esperanza ha perdido muchas obras y sueños por la desgracia de la miseria politica.

Una sociedad con dirigentes que han madurado. Que entendieron que hay una sola ciudad para vivirla entre todos, y que otra cosa es cuando se cuentan los porotos en los tiempos comiciales de unidades básicas y comités. Allí sí la pelea es timbre por timbre y votante por votante.

Hay una novedad interesante para compartir. En la esquina de Ruta Provincial Nº 70 y Moreno va a asentarse un nuevo supermercado, que viene desde una cadena de la ciudad de Santa Fe. Seguramente comenzará a  levantarse después de  unos dos o tres meses.

“Esperanza hoy está ubicada como una de las más progresistas de la Provincia de Santa Fe. Es una ciudad deseada además por el nivel de  educación y ganas de trabajar y progresar de su gente” nos comenta alguien  de la ciudad que sabe de política y de negocios.

En un tiempo donde se cierran comercios e industrias en todo el país, en Esperanza invierten millones para poder abrir. Un dato de la realidad que sirve para mirar más claro el presente de la ciudad.

Daniel Frank

Deja una respuesta