29.1 C
Esperanza
martes, noviembre 29, 2022
InicioActualidadEn el Día de la Virgen Niña: "Nadie sobra en el mundo"

En el Día de la Virgen Niña: “Nadie sobra en el mundo”

“Que la Virgen Niña acreciente la paz en la Argentina” rezó el arzobispo Sergio Fenoy, en el marco de la peregrinación y misa por los festejos del Día de la Virgen Niña, patrona de la ciudad de Esperanza. Una multitud de fieles católicos aclamaron a la Santa Patrona de la comunidad en el cierre de los festejos religiosos. El fin de semana serán los festejos populares y oficiales.

 

Más de cuatro cuadras de cristianos católicos esperancinos, peregrinaron con la sagrada imagen de la Virgen Niña- que posee una vestimenta bellísima realizada por la familia Santolaria- en el marco de los festejos patronales de la ciudad de Esperanza.
El Arzobispo Sergio Fenoy presidió la ceremonia religiosa y la misa, acompañado por todos los párrocos y sacerdotes locales, incluyendo a presbíteros que sirven pastoralmente en otras comunidades santafesinas.
Todo comenzó cuando la sagrada imagen apareció en el pórtico de la Basílica Natividad de la Santísima Virgen, entre los vivas de la gran cantidad de fieles asistentes, los cánticos y los pétalos de rosas que llovieron desde el cielo, en un momento muy emotivo que colmó de alegría el corazón de los presentes, más, luego de padecer los dos años de ausencia de este acto por la pandemia del Covid.
La peregrinación tuvo al frente a monaguillos, para después seguirle los sacerdotes y el Arzobispo, los fieles portantes de la imagen de la imagen de la Virgen Niña, lo scout, los grupos eclesiales llegados desde las cuatro parroquias con el apoyo del coro y los músicos.
“Que la Virgen Niña acreciente la paz” en la Argentina, rezó el Arzobispo para dar inicio a la misa.
Repitió las palabras del Papa Francisco que en la iglesia “nadie puede estar excluido, porque nadie sobra en el plan divino de Dios”. Dijo que “en toda familia hay claros y oscuros, como los hubo también en la familia de Jesús en sus antepasados” y llamó a la compasión y al perdón sin juzgar a los demás.