Sign in / Join

A las 11 despiden los restos de Agustina y se espera una presencia masiva

Anoche, miles de personas se manifestaron en memoria de Agustina Invimkelried en Plaza San Martín. También hubo una misa, con una Basílica Natividad absolutamente colmada.

La sociedad esperancina se manifestó para expresar su dolor por Agustina y la familia Invimkelried – Combín.

Un grupo de colectivos feministas intentó “copar” la marcha en la plaza para adoctrinar, pero la gente no se lo permitió. Al grito de “Agustina, Agustina” la sociedad esperancina, abuelos, varones, mujeres, niños, la familia toda, les cerró el acto masivo.

A la gente le dolía el alma. Un pueblo entero que quería abrazarse en ese dolor común. Un dolor que está más allá de pañuelos verdes o crucifijos.
El Padre Ernesto Aguera, párroco de la Basílica Navidad, no pudo hablar, pues el colectivo feminista le negó el micrófono. La gente lentamente, se fue de la plaza con el nombre de Agustina en sus labios y su corazón.

Un detalle se debe citar. Un grupo importante de asistentes, tomó la decisión de retirarse y dirigirse a las salas de Acastello y Rosso, donde se realizaba el velatorio. Caminaron en silencio y cuando llegaron, rezaron un padrenuestro tomados de las manos, y luego, en silencio de retiraron a sus hogares.

Hoy a las 11 será el momento tremendo de la inhumación de sus restos. La gente en las redes sociales se está convocando para asistir a lo que consideran una marcha del dolor. Y un abrazo a los padres, hermanos y familiares de Agustina.

Daniel Frank

 

Deja una respuesta