Sign in / Join

Qué resultados debe lograr Del Potro en París para llegar al Masters: la maratón de partidos y la chicana de su novia

El sprint final le acercó la línea de llegada. Y la motivación le ganó al desgaste. Con el Masters 1.000 de París como último tren, Juan Martín del Potro mantiene intactas sus chances de conseguir un ticket para el ATP World Tour Finals 2017 (o Masters de Londres, según su antigua denominación). Allí participan los ocho mejores tenistas según los puntos obtenidos de enero a noviembre del año en curso. Delpo corre de atrás y, si bien para saber qué necesita para alcanzar el objetivo depende de sus inmediatos competidores (Pablo Carreño Busta, Sam Querrey, Kevin Anderson), los números marcan que necesitará, al menos, alcanzar semifinales para conseguir una plaza entre los “maestros” del año. Esta semana, por caso, al español Carreño (hoy dueño del último lugar) le descontó varios puntos en la carrera a Londres. Pero así y todo quedó a 190. Y un semifinalista en París se hace acreedor de 360.

(Reuters)

(Reuters)

El último empujón de Del Potro por conseguir su entrada al Masters viene precedido de un enorme esfuerzo. Es que el tandilense, de 29 años, acarrea cuatro semanas de competencia ininterrumpida: disputó el Masters 1.000 de Shanghai (llegó a semifinales), el ATP 500 de Estocolmo (se consagró campeón) y el ATP 500 de Basilea (cayó en la definición ante Federer). Durante este lapso, permaneció en cancha 1.534 minutos, el equivalente a casi 26 horas jugando al tenis. Y en estos tres torneos se midió ante adversarios de altísima jerarquía, como Roger Federer (dos veces), Marin Cilic, Alexander Zverev y Grigor Dimitrov, entre otros. Todo, en el contexto de su recuperación de la racha de lesiones, que comenzó a superar en 2016 con su regreso triunfal al circuito, y que en 2017 lo encuentra otra vez entre los 20 primeros del ranking. Tan intensa ha sido esta última etapa del año de competencia que hasta Jimena Barón, su novia, bromeó con la distancia a través de las redes sociales.

El Masters 1.000 de París entorna la última puerta. Del duelo entre el portugués Joao Sousa y el italiano Paolo Lorenzo saldrá el adversario de 32avos de final, el primer eslabón del sueño de Delpo de llegar a Londres y lograr así que el esfuerzo entregue el ansiado premio extra.

Deja una respuesta