10 C
Esperanza
lunes, agosto 8, 2022
InicioActualidad"Es una experiencia única"

“Es una experiencia única”

Tiene apenas 30 años y es ingeniero egresado de la AFICH. Trabaja en Vaca Muerta en la extracción y generación de petróleo en rocas. Almorzó con el Presidente Mauricio Macri, el Gobernador de Neuquén y el Director Ejecutido de YPF. “Neuquén es una meca. Ocho familias por día se radican” nos dijo.

El ingeniero Jeremías Zimmemann trabaja en las instalaciones del yacimiento de Vaca Muerta, donde compartió un almuerzo con el Gobernado de Neuquén, el presidente de la empresa y personal que se desempeña en la planta.
En la oportunidad visitó la planta de tratamiento del crudo y la torre de perforación, acompañado por el gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez; el ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, y el secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis.
Luego de completar la recorrida y dialogar con el operador de los equipos de perforación, el Presidente almorzó con Juan Manuel Ardito (ingeniero en petróleo), Mariana Beltrán (ingeniera química), Jeremías Zimmerman (ingeniero ambiental), Christopher Feldman (supervisor de producción), Gustavo Müller (jefe de producción de El Orejano), María Sacchi (ejecución de proyectos de NOC Gas) y Guadalupe Moll (diseñadora de sistemas de producción).
Vaca Muerta tiene una superficie de 30 mil kilómetros cuadrados, de los cuales YPF posee la concesión de más de 12 mil, sobre los que ha realizado estudios para evaluar con más precisión el potencial de los recursos.
Los resultados confirmaron que posee un enorme potencial para la obtención de gas (308 TCF) y cuenta con recursos de petróleo que alcanzan los 16.200 millones de barriles, algo que multiplica por 10 las actuales reservas del país.

Un esperancino
El Colono del Oeste dialogó con el ingeniero esperancino de 30 años, egresado de la FICH de la Universidad Nacional del Litoral.
Jeremías Zimmermann es esperancino. Trabajó en Granjas Carnave y en Sucesores de Alfredo Williner y actualmente lo hace en YPF.
“Hace cuatro años que estoy en el proyecto, cuando en su inicio teníamos condiciones muy precarias. Hoy contamos hasta con un gimnasio, comedores y otras comodidades.
Vivo en la ciudad de Neuquén donde llegan para vivir 8 familias por día. Es un lugar de grandes oportunidades, para venir con o sin trabajo.
Me levanto a las 5 y luego viajamos dos horas a un lugar donde trabajan unas 5 mil personas de diferentes compañías y regresamos a las 18.
Nos enorgullece saber que estamos generando el 10 por ciento de la energía del país en gas y petróleo. Yo trabajo en YPF para la generación de petróleo mediante la perforación de rocas, un modelo que sólo tiene Estados Unidos en el mundo.
Mi tarea es evitar la contaminación y mejorar las posibilidades de extracción así como corregir el pasivo ambiental que otros han dejado. Por supuesto que todos los que estamos aquí lo hacemos con mucho orgullo, porque sabemos que nuestra tarea sirve a todos los argentinos.
Conmigo trabajan brasileros, colombianos, venezolanos, malayos, gente de todas partes del mundo y argentinos llegados de otras provincias” nos cuenta.
“Este tiempo me toma con gran actividad porque me pude comprar mi primera casa y me estoy mudando. Y en ese momento, cuando me dicen que viene el Presidente de la Nación y me sientan a la mesa con él, el gobernador de Neuquén, el titular de YPF entre otros. Sin dudas que fue muy especial, porque se trata de la figura presidencial. Y la media hora en que compartimos el almuerzo, fue una experiencia única, extraordinaria.
Me hizo bien saber que la máxima autoridad del país no sólo se preocupa por el tema de la energía, sino que viene a ver personalmente lo que se está haciendo, en las condiciones en que vivimos, cómo trabajamos y el futuro de generación de gas y petróleo argentino, que es enorme” nos confesó el entrevistado. “Hace un año que no voy a Esperanza. Por supuesto que pienso en mis viejos, en mis amigos, en mi hermana Brenda y en mis tíos, primos, pero la verdad es que no hay tiempo para extrañar. Los fines de semana aprovecho para conocer lugares. Créanme que Neuquén es un paraíso, ¡hay tanto para ver y conocer!” dice con emoción contenida.
“Seguramente más al final del año voy a ir a ver a mis padres. Ellos quedaron solos porque yo estoy en Neuquén y mi hermana Brenda en París. Pero ellos siempre están muy ocupados con la escuela, los alumnos, y el trabajo que es su mundo y su pasión”.
Jeremías es hermano de Brenda Zimmermann, la joven violinista esperancina que se encuentra en Europa.
Brenda es Licenciada en Música con Orientación violín, egresada de la Universidad Nacional de las Artes, Buenos Aires. Reside en París y continúa estudios de perfeccionamiento en violín en el Conservatoire à Rayonnement Régional de Rueil-Malmaison.
“Creo que es un tiempo hermoso para mí. Trabajar en lo que es tu pasión, encontrar tu lugar en el mundo y que te pasen cosas como comer con el Presidente, no le sucede a todo el mundo, y estoy agradecido” expresó.

Jeremías y Brenda son hijos de los esperancinos Enrique Zimmermann y Alejandra Simón.