18.7 C
Esperanza
jueves, agosto 6, 2020
Inicio Actualidad La Escuela Normal necesita urgente arreglo en techos y balcones

La Escuela Normal necesita urgente arreglo en techos y balcones

Rumbo a sus 125 años de vida, hay necesidades, de mediano plazo y de tiempo urgente. La Escuela Normal Superior “Domingo Faustino Sarmiento” es un  signo y un símbolo de la educación esperancina y regional. Uno de los faros inmortales de la formación humana e intelectual de Esperanza, que iluminaa más de un siglo de existencia a toda la zona.

Es que en sus huesos más que centenarios, se mecen decena de miles de almas y corazones bajo el amor de la enseñanza. Y una forma de educar basada en el conocimiento, pero también la calidad moral humana.

La Escuela Normal Superior no es una escuela más para los esperancinos. Es la sal de vida de la historia del progreso y del desarrollo de miles de esperancinos y de Esperanza.

De sus aulas egresaron artistas, políticos, embajadores, intendentes, concejales, diputados, senadores, deportistas, empresarios, profesionales, que alcanzaron trascendencia provincial, nacional e internacional. Además de buenos trabajadores y padres de familia.

Rumbo al festejo de los 125 años, sus techos se llueven hasta alcanzar el sistema eléctrico y tener que suspender clases. Sus balcones están en riesgo, al frente, en el ingreso mismo de la escuela, con el riesgo que ello significa para sus 1.600 alumnos de los cuatro niveles y sus 200 profesores, maestros y preceptores.

La situación tiene larguisimos meses, tanto que se ha cerrado la posibildad de los transeúntes esperancinos y que visitan la ciudad de pasar por su vereda y deben hacerlo por la vereda de enfrente debido al vallado impuesto por seguridad.

Es claro que todas las necesidades que tiene el edificio- agua, pintura, sanitarios- no van a solucionarse ni en diez años mínimo, pero al menos estas dos prioridades, de techo y balcones debería ser de correción edilicia urgente por parte del Ministerio de Educación, si es que en verdad se pretende que la comunidad escolar vuelva a clase.

Daniel Frank