Sign in / Join

La lista de reformas que los inversores esperan de Macri después de las elecciones

El capital político ya lo tiene. Así lo entiende el Gobierno, así lo entienden los empresarios: el resultado de las elecciones legislativas lo confirmó. Hacia delante, los inversores entienden que el presidente Mauricio Macri tiene luz verde para avanzar con las reformas que busca llevar adelante.

Si bien el mercado se las pide, Macri las quiere hacer. Lo dejó en claro en público, en una conferencia de prensa: “Hay que hacer decenas de reformas todas las semanas”. Y rápidamente agregó: “No hay que tener miedo a las reformas”.  

Con todo, los informes que bancos y consultoras privadas que pisan fuerte en Wall Street enviaron a sus clientes durante los últimos días ponen foco en una lista de seis reformas que, coindiden, deberá tratar el nuevo Congreso. Infobae accedió a reportes de Credit Suisse, JP Morgan, XP Securities y HSBC, para plantear el panorama de los que siguen de cerca qué ocurrirá con la economía argentina en los próximos meses.

Con una coincidencia histórica: tanto Macri como los empresarios están de acuerdo en la línea de reformas. Luego hay que ver si sus caminos se cruzan en el contenido.

1. Reforma tributaria: el presidente ya hizo mención al peso de los impuestos. “Los impuestos nos están matando”, aseguró. El proyecto de ley que llegará al nuevo Congreso tiene a Nicolás Dujovne, ministro de Hacienda, como uno de los hombres clave en su elaboración.

Para el banco JP Morgan, el beneficio de esta reforma será “neutral” en el corto plazo, porque el Gobierno tiene en la agenda reducir el déficit fiscal en un año no electoral. “Estará enfocada en reducir impuestos a las empresas, y más en el largo plazo, tributos distorsivos”, agregó.

2. Reforma laboral: luego de varias idas y vueltas, esta reforma finalmente sería sector por sector en vez de llegar al Congreso en 2018 como un proyecto de ley. Ante todo, el banco extranjero considera que será una especie de “amnistía” para facilitar la formalización laboral, ya que en el país hay cuatro millones de trabajadores en negro. “Un acuerdo para dar mayor flexibilidad laboral parece improbable”, apuesta la entidad.

En el informe “Argentina, ¿seis años más ?”, el banco Credit Suisse consideró que Macri tiene el capital para hacer las reformas luego del resultado electoral, y ya desde el título hace referencia a la fórmula “dos más cuatro” de la que hablan los inversores, en referencia a que luego de completar el mandato, iría por la relección.

3. Reforma previsional: el informe de XP Securities, a cargo de Alberto Bernal, menciona en la lista de reformas la previsional. La necesidad de hacer esta reforma está explícita en la ley de reparación histórica, con un camino hacia 2019. Sin embargo, los inversores consideran que es la que menos tendría apoyo de la oposición a la hora de negociar. “No es prioridad para los próximos dos años”, sentencia JP Morgan.

El reporte post-elecciones del banco HSBC, elaborado por los economistas Javier Finkman y Jorge Morgenstern, es claro. Si bien el resultado electoral debería mejorar “el poder de negociación” del Gobierno, especialmente en la agenda de reformas, Cambiemos aún no tiene quorum ni mayoría tanto en Diputados como en el Senado.

4. Reforma política: cuando de este cambio se habla, hay dos temas claves. El financiamiento de la campaña y la modernización del sistema electoral, de acuerdo al informe de XP Securities. “Estas reformas seguramente ya sean votadas por el nuevo Congreso”, especificó.

Formalizar el financiamiento de la política marcaría el camino para controlar aportes públicos y privados con una “bancarización total” de los partidos, con el fin de evitar “el financiamiento proveniente de ilícitos como corrupción y narcotráfico”. La discusión se puso en la mesa este año, pero la campaña electoral pateó la reforma para el que viene. Y con respecto a la modernización del sistema electoral, Macri ya dio un guiño: volverán a insistir con el voto electrónico. 

Dentro de este paquete de reformas, también se contempla la ley de reforma fiscal, que impulsará un control del gasto público en las provincias. 

5. Ley de Ética Pública: el único informe que lista esta reforma es el de XP Securities. Aunque no de las más mencionadas, algunos inversores y empresarios esperan cambios en esta normativa. Por ejemplo, el artículo 42 de esta normativa hace referencia al uso de recursos públicos para la campaña, por lo cual los cambios podrían ir en línea con la reforma política, específicamente el financiamiento de la política. En otro apartado, y como una reforma posterior, se menciona la ley de medios. Según supo Infobae, ya hay algunas empresas de origen norteamericano en el sector que están moviendo sus intereses para impulsar cambios en esta normativa que los han dejado en desventaja.

6. Reforma de Mercado de Capitales: para los inversores es la reforma que quedó pendiente, y como es la más avanzada aunque el oficialismo nunca llevó formalmente el proyecto al Congreso, más de uno espera que se trate en diciembre. Hay que ver si los tiempos políticos responden.

“La ley de capitales debería ayudar a crear una base de inversores locales, con impuestos más bajos para impulsar el desarrollo de la industria de fondos mutuos”, continuó JP Morgan. También, siempre según la visión de estas entidades, se debería tratar algunas leyes controversiales que se aprobaron en la administración anterior, como limitar el poder de la CNV sobre el directorio de las empresas.

Con todo, hay algo que los bancos, inversores y empresarios ya entendieron. El gradualismo es rey en la política económica, y además porque  -algunas más, otras menos- lo cierto es que el Gobierno deberá negociar cada reforma. Cambiemos tiene 107 de 257 diputados y 24 de 72 senadores. Las reformas se deberán negociar. Eso sí, el mercado pide que Macri se mueva rápido, y ya puso el foco en la semana que viene, cuando lance en el CCK la agenda de reformas. Ahora, todos esperan.

Deja una respuesta