13.1 C
Esperanza
martes, julio 16, 2024
InicioActualidadInforme de actividad industrial del Centro de Estudios de la UIA

Informe de actividad industrial del Centro de Estudios de la UIA

Por Mauricio Yennerich

Los datos de la edición Nº 1 del Informe Industrial de febrero de 2019, que elabora el Centro de Estudios de la Unión Industrial Argentina (CEU-UIA), constituyen una herramienta empírica fundamental para imputar como recesivo al contexto actual.

La recesión, el estancamiento y la regresión económica son problemas típicos de la Economía Argentina. La recesión constituye un momento determinado por una desaceleración de los principales indicadores de crecimiento y/o desarrollo; el estancamiento está asociado a políticas de enfriamiento de la economía, de retracción fuerte del consumo, dentro del mercado interno; finalmente, la regresión, esto es, la situación actual, constituye una situación gravosa para la economía nacional, puesto que implica desempleo, disminución de la actividad y alta inflación de precios, que erosiona el nivel de ingresos provenientes del salario real y dificulta la inversión a las pymes.

En el Informe del Centro de Estudios de la UIA, podemos ver que la actividad industrial, en general, se contrajo en 2018 -3,4%, el empleo industrial se redujo a un ritmo de 11.000 puestos de trabajo por mes durante el mismo año. En base a información aportada por las Cámaras empresariales y Organismos del sector público y privado, desde enero de 2016 a octubre de 2018, la evolución de la actividad industrial presenta una tendencia declinante interrumpida, apenas, por un rebote en mayo-julio de 2017.

Desagregadas por ramas productivas, la producción automotriz presenta una caída por quinto años consecutivo, sus guarismos se redujeron el año pasado -1,4%, otros, como el de ediciones e impresión, lo hicieron en el orden del -5,2%; textiles -16,6%; calzado -10%; sustancias y productos químicos -8,8%; madera y muebles -8,9%; minerales no metálicos -5,7%; metalmecánica -3,4%. La excepción a la debacle general la constituye la rama de los metales básicos con tendencia creciente desde 2017 y un crecimiento de +10% en 2018. La empresa Aluar Aluminio Argentino, la más representativa del sector, que opera en Puerto Madryn, Provincia de Chubut y en Buenos Aires, facturó durante el año pasado u$s 1.180.870.000. En el caso del hierro, la suba es de +11%, el mayor yacimiento de este metal primario se encuentra en la Provincia de Río Negro, en Sierra Grande y su territorialización –inversión, producción y ahorro- está determinada por las etapas exclusivamente extractivas en las que opera.

Es importante, para finalizar, remitir a estos datos, no sólo por su capacidad para expresar en concreto la situación regresiva que hoy vive la Argentina, sino, lo que es

importante, porque ayudan a no perder de vista, el hecho de que la producción de manufactura industrial con calificación de la mano de obra y sofisticación creciente, constituye la vía por la cual, las empresas e instituciones del escenario nacional podrían –con un Estado Fuerte y un Sistema Financiero Bancario, robusto e inteligente- comenzar a transitar hacia el centro y abandonar la periferia.

El colono del Oeste